viernes, 13 de enero de 2017

GILLIAT, Sidney. Verde es el peligro (1946)

Película rara. Comienza un apoco confusamente, para teerminar de manera mucho más brillante.
La presentación es tan rápida que pierdes muchos matices del escenario y los personajes. Luego, a medida que avanza y vas centrando la trama empiezas a descubrir los matices de la trama que el director quiere que veas, y empieza a crecer la cinta.
Director para mi desconocido, con actores tampoco muy conocidos, más allá de Tremor Howard que sí ha participado en muchas películas. Muy guapa Sally Gray, que tampoco la trataba mucho, buenos ademanes, siente y se mueve muy acordemente con lo pretendido: cumple sobradamente. 
Me ha sorprendido el tercer personaje principal: Alastair Sim, muy sereno, muy propio, muy británico, muy buen actor. He visto las películas que hizo, y la verdad, excepto pánico en la escena, del maestro, las demás se reducen a colaboraciones con Gilliat y poco más, unas treinta.
Pero en este cinta la verdad es que lo hace muy bien, y engrandece la cinta.
El trabajo del guión es espléndido, y el trabajo con la cámara también, muy rápida en algunos momentos, en otros muy centrada en la cara y los gestos cuando los momentos dramáticos los requieren.
El único que me sobra en la película es el personaje del policía, del inspector. A lo mejor, y entonces tiene una cierta explicación, es un personaje típico del director, que rueda cintas policíacas como si fuera una serie, siempre con el personaje del inspector. Sólo así se justifica su amaneramiento, su forma de ver las cosas, su falta de empaque, su desagradable manera de tratar a los acusados...

No hay comentarios:

Publicar un comentario