miércoles, 17 de diciembre de 2014

SHEPARD, Richard. La sobra del cazador (2007)

Nueva visión de los horrores de la guerra de Bosnia a través esta vez de los ojos de un curtido periodista de guerra y su cámara que descubre, oh qué horror, que en la guerra de verdad se mata y se comente crímenes horrendos, incluso a su propia novia.
Se compromete personalmente a perseguir al Forro, el líder espiritual de toda esta paranoia, personaje inspirado, probablemente, en Marko Vladick, el general de alta graduación que ayudó a Radoman Karajic a purgar toda la zona de musulmanes. Descubre horrorizado que las autoridades locales, la ONU, la OTAN y la CIA pasan de perseguir al susodicho... y al final decide ir él a por él y... (sic) dejarlo en medio de una ciudad Bosnia... 
En fin, que la imaginación es estupenda, por lo que dicho final no es creíble. Todo lo demás sí, incluso que la propia ONU para mantenerse en el país dejase que el criminal estuviera suelto, sin no sólo no perseguirle, sino incluso abortando cualquier iniciativa individual en este terreno.
La película se deja ver, sin más. Pero es entretenida, aunque pretende a veces una ironía que no se entiende muy bien.

No hay comentarios:

Publicar un comentario